Seguidores, sigue estos blogs!

viernes, agosto 03, 2012

La verdadera Libertad


 

Paseando por una página web, me entretuvo ver la foto de una mujer musulmana con un texto que pedía por su libertad,  y no pude sino preguntarme ¿será que ellas sienten que perdieron su libertad?

En mi búsqueda por la verdad acabe entrevistando algunas mujeres musulmanas, pero solo aquellas que llevan un pañuelo  en la cabeza (llamado Jilbab aquí en Indonesia). La mayoría me comento que no siente represión alguna y que es más, intentar quitarles sus creencias, su manera de vestir y el trato que les dan seria razón suficiente para lanzarse al suelo gritando de angustia (Bueno, no tan asi je je)... pero es una situación complicada y la verdad a mi manera de ver es un poco difícil imaginarse que la pasen perfectamente bien caminado bajo el sol a más de 30 grados toda cubiertas. De hecho algún shampoo promete el  mismo sentimiento del “aire frio del refrigerador” en la cabeza si lo usas....Ya…no te equivocas, este shampoo está dirigido solo a “ellas”. A eso se suman otras obligaciones que le son impuestas…

Pero entonces, ¿porque siguen esas reglas? ¿Será que nuestros tiempos globalizados y avanzados en tecnología no saben reconocer la libertad individual?...o ¿será que se distorsiona la palabra libertad?...
Observando sus vidas, me doy cuenta que desde que nacen llevan el pañuelo en la cabeza, son bebes cubiertos en la cabeza…sus primeras palabras y pasos albergan la cultura, creencias y religión de sus padres, y va por generaciones..En fin, esto es tan enraizado que cualquier otro concepto solo les causa un intenso miedo…. miedo a dejar las ideas de su familia, de su sociedad…miedo a ser “diferentes” del resto y por ello ser aisladas del resto. Tampoco existe una libertad propiamente dicha de expresión…tristemente es así.
Pero antes que pongamos el mueco de tristeza por ellas y derramemos algunas lágrimas, (bueno, again, no tan asi je je) no puedo sino preguntarme una segunda cosa  ¿Sera que esta realidad difiere del resto del mundo?...

Por un lado cada sociedad lleva sus reglas por el mundo entero y no me refiero al solo estrechar la mano o el protocolo en la mesa del lado del oeste…me refiero a un concepto más profundo…a las creencias, conceptos, normas y ….dependencias.

Si…así es….. Dependencias… ¿Cuan dependientes somos del resto?  Por un lado desde niños aprendemos a depender de nuestros padres, quienes no podemos negar nos dan mucho amor, protección y guía…pero con el tiempo nos damos cuenta que muchas de nuestras decisiones van enraizadas a lo “correcto” desde el punto de vista de la familia, o mejor aun lo que dice la sociedad y debería ser lo correcto. Así el medio nos vuelve hasta vulnerables, y parece tan fácil imponer olas de terror, generar movimientos de protesta o hablar de “guiar las masas”... Comenzamos a perder nuestras ideas que se debilitan por conformarnos con las opiniones del resto o de la mayoria…Muchos se dan cuenta de lo sofocante que puede ser este dilema pero tratan de escapar de la realidad con un aro en la lengua o pintándose el cabello purpura cayendo en un hoyo más lejano de la puerta de la verdadera libertad…

Que quede claro que no quiero que pienses que debamos rehusar toda creencia, cultura, regla y correr en sentido opuesto, o rehusar vestir según nuestras creencias religiosas (siempre y cuando sean elegidas libremente y con las opciones de poder comparar o aprender libremente que se quiere) tampoco dejar de escuchar los consejos (se pueden oír je je...se pueden escuchar....).

Si por un momento, si por unos instantes comenzamos a solo observar a nuestro alrededor sin juzgar y sin creer ciegamente… una verdad reveladora se abrirá ante nosotros…comenzamos a darnos cuenta que muchos viven según el medio en el que crecen temerosos de contradecir, o buscando lo mismo que todos buscan, dinero, poder,  etc…Y que incluyendo los seres que amamos, o aun cercanos son resultado de sus experiencias, de sus miedos e inseguridades… ¿Porque entonces les seguimos ciegamente? ¿Cómo entonces podríamos tomar sus consejos como base fundamental de cualquier decisión?..¿Cómo podríamos sentirnos así realmente libres?...libres?

Lao-Tzu decía que moldeamos la vasija pero es su vacío interno lo que realmente alberga lo que quiera que queramos poner.

La verdadera libertad comienza por adueñar lo único que no es dado desde que nacemos: nuestra mente y nuestro cuerpo. Dejar de depender de otros y reconocer la verdadera comunión consigo mismo, depender de si y nadie más. Si no te adueñas acabaras buscando todo el tiempo fuera por consuelo, por guía; siendo dependiente de las circunstancias o de las personas. Pero si adueñas tu mente y cuerpo un sentimiento de profunda confianza crecerá dentro de ti entregándote fuerzas y comienzas a entender que te quita o que te da verdadera libertad. Aprendes a comparar... No dependes de lo que es conceptualizado bueno o malo, ni lo que debes hacer o no, ni lo que es la felicidad verdadera…. Así puedes empezar el viaje a descubrir tu verdadera identidad...Al final no es cuanto tienes lo que te hace quien eres, esos son símbolos que puedes perder en cualquier momento, pero quien eres por dentro jamás te es arrebatado. Así tu voz interna comienza a florecer. Esa verdadera libertad jamás te puede ser  negada... Y lo mas maravilloso de todo es que así puedes ....libremente..... comenzar tu viaje interior.

Solía conversar con una colega que había llegado de estudiar en Francia, ella solía cuidarse bastante y se vestía muy a la moda. Un día llego con un velo en la cabeza, sin más maquillaje y con largos trajes. Con el tiempo dejo de hablarme, o solo decía lo necesario, comenzó a encerrarse en su medio y engordar bastante.

Una tarde paso por mi lado con solo una sonrisa pero luego se fue…me di cuenta que ella había decidido “ponerse el velo” por completo…no se porque aquel dia me di cuenta que deje volar al viento “mi velo”… y vestir mi verdadera libertad…entonces nada parecía más hermoso…

Hoy baile en casa “Feeling good” en mi libertad……estoy muy feliz y esta canción explora mi sensualidad ;) ja ja ja

“Quien con lobos anda a aullar aprende” (dicho popular)…
yo diría.....…Eso depende de cada uno.

14 comentarios:

Gabriela dijo...

Siempre he creído que la verdadera libertad viene de dentro de uno mismo. Si una mujer que usa el pañuelo está feliz usándolo, pues es libre. Conozco muchas chicas que lo usan y son felices por eso. Una persona puede ser aparentemente libre, pero si se siente sujeta a todo tipo de limitaciones, esa aparente libertad no le servirá de nada.

Genín dijo...

A mi me produce urticaria aguda la situación de las mujeres en general en los países árabes, mas en unos que en otros claro, pero el dominio es totalmente de los hombres, yo no se que es lo que sienten ellas, será un rema cultural, pero a mi me da vergüenza ajena cuando les obligan a llevar un velo hasta para competir en los JJOO, eso es una estupidez, aunque solo sea una anécdota para como están sojuzgadas en cosas mas importantes, no hace nada veíamos como asesinaban a tiros a una joven por haber sido infiel en Afganistán y otras eran lapidadas, en fin, no sigo porque esto de las religiones, las que sean, y sus imposiciones y sobre todo que la gente se deje imponerlas me pone de mala leche y me enferma!
Besos y salud

Gilberto Cervantes dijo...

Pienso que es un problema cultural, independientemente de lo discutible que puedan ser los maltratos, etc. Me refiero a lo de cubrirse el cabello y demas. Algo parecido sucede con algunas mujeres judias que optan por cubrirse el cabello luego de casarse y de lo que pocos comentan.

Tu entrada es muy interesante!

Te dejo un beso y se feliz!

Sergio dijo...

La libertad es muy relativa, por más que digamos que la tenemos, realmente estamos atados a una serie de compromisos y reglas, escritas y no, que es muy difícil decir que tenemos libertad.

De las mujeres musulmanas lo más aberrante es la ablación del clítoris a la que se ven sometidas desde niñas, sobre todo en el norte de África.

Por lo demás la vestimenta es lo de menos.

Hermosa canción nos dejaste en el video, espero que la hayas bailado con los ojos cerrados.

Un abrazo

dotdos dijo...

Muy interesante Patricia, como siempre...
"La verdadera libertad" que suerte que sepas lo que es...
Yo sigo buscando...
Preciosa historia, llena de realidad,...
A veces pienso, de manera general, que dan igual las ligaduras y las dificultades... siempre que existan dos posibilidades tenemos la capacidad de decidir, nadie nos puede impedir elegir entre una de las dos... eso sí, asumiendo las consecuencias.
Sin embargo, de manera concreta, cuando hay coacción, manipulación o persuasión no hay verdadera libertad; cuando hay amenazas, miedo tampoco.
Un fuerte abrazo, Patricia!

Maria dijo...

Hola Patricia
Super interesante tu investigación sobre la libertad.
Dentro de la libertad se encuentran tambien las pautas culturales, la educación y el respeto...que para nada atentan contra ella, sino que la enriquecen porque le dan un sentido.
A veces tenemos un concepto utópico de la libertad...y somos nosotros mismos los que entramos en un círculo de dependencias que nos condicionan parte de nuestra vida.
La libertad nos acerca a la felicidad.
Me gustó la canción. Gracias!
Mil besos y feliz fin de semana.

fus dijo...

Buscando la libertad has escrito un relato magistral. Enhorabuena.

un abrazo

fus

Adriana Alba dijo...

Excelente texto, sólo siendo libres podremos volar!

Felicitaciones por tu espacio.
Ha sido un gusto visitarte.
Cariños.

Ian Welden dijo...

En Dinamarca las opiniones son divididas. Personalmente pienso que el pañuelo es hermoso y resalta la belleza de las que los usan así como también sus personalidades.
Por supuesto que hay mucho fanatismo muy perjudicial en algunos sectores de Islám pero el también es lo mismo con el cristianismo y sus diversas raíces y el judaísmo y hasta el hinduímo con su nefasto sistema de castas.
Pero prohibir el paũelo sería como prohibir el atuendo de las monjas.

Un saludo cordial desde una Copenhague donde la Sirenita llora porque el parlamento le prohibió su desnudez,

Ian.

Miguel dijo...

Hola Patricia.

Solo decir desde mi libertad que tengo que leer una y mil veces mas esta entrada y aplaudirte una y mil veces mas.

Impresionante el concepto, impresionante el ejemplo. Con tu permiso me la llevo a mi blog para quien quiera tenga la suerte de leerla y poder comprender un poco mas lo que es la verdadera libertad individual.

Preciosa canción.

Besos mil.

Rosa dijo...

Es inevitable partir de una cultura determinada para llegar a ese viaje interior al que aludes, y que es tan necesario y tan personal para el tema de la libertad.
Si se tiene capacidad de elección (poner el velo), no hay problema, lo malo es si el velo "vela" otras connotaciones de sumisión impuesta, no elegida.
Gracias por tu visita. Te felicito por tu espacio y me quedo.
Un beso.

Olga i Carles (http://bellesaharmonia.blogspot.com dijo...

La Verdadera Libertad no es hacer lo que a uno le das la gana...
La Verdadera Libertad es descubrirse a si mismo y estar condicionado...



Besos.

Ian Welden dijo...

No es tan extraño lo que relatas. En Dinamarca ocurre lo mismo y hay sectores políticos que que exigen la desportación de todos los musulmanes a sus países de orígen.
Me ha tocado conocer a muchos en mi trabajo en la Cruz Roja danesa y así como todos los ciudadanos de países del mundo entero hay lamentablemente sectores políticos-religiosos que créen firmente que la mujer es un apéndice del hombre.
El tema da para harto
Saludos desde una Copenhague enamorada de un madero en cruz,

Ian.

mj dijo...

Pienso igual, cada uno es cada uno. Sólo el universo sabe por qué esto es así, y nada, nada en absoluto ocurre por azar.
Todo cuanto entra en nuestro campo de conciencia nos está diciendo algo, nos está mandando un mensaje, por eso no podemos juzgar a nadie, porque eso que vemos y sentimos es para nosotros.
Tú sabes muy bien que vivimos en un mundo de espejos donde todo es reflejado.


Siempre es un placer compartir contigo experiencias. Un beso y feliz fin de semana.